SUDÁN Y SU PROBLEMÁTICA ACTUAL

710 visitas

El cambio del gobierno no ha traído la estabilidad…

Lic. Luis García y Erdmann*

La caída del presidente de Sudán, Omar Hassan Ahmed al-Bashir, pasó casi desapercibida en nuestros medios, no obstante que su dictadura se prolongó por treinta años en el Estado africano de mayor tamaño, estratégicamente situado en el noreste del continente con litoral en el Mar Rojo que lo separa de la Península Arábiga, y por cuyo territorio fluyen las aguas del Nilo para dar vida a Egipto y casi siempre sumido en conflictos étnico-religiosos.

El 11 de abril pasado el Gral. Ahmed Awad Ibn Auf, ministro de Defensa y jefe del ejército, anunció por televisión que el gobierno había sido disuelto y la constitución suspendida, y que se establecía la creación de un gobierno de transición de dos años encabezado por militares. Esto produjo las manifestaciones de alegría de la población que llevaba tiempo protestando, empero la Asociación de Profesionales Sudaneses, integrado por varios sindicatos del país encabezó la demanda de un gobierno civil y denunció al Consejo de Transición Militar como un gobierno de «las mismas caras y entidades contra las que se ha rebelado nuestro gran pueblo». Ya se han producido 125 muertes y al descontento se aunó, el 9 de junio, el inicio de la campaña de desobediencia civil con gran éxito, la oposición declaró que continuará hasta que la junta ceda el poder a los civiles.

Los militares en todo momento negaron que se tratara de un golpe de Estado, para no ir en contra de los principios de la Carta de la Unidad Africana que establece en su artículo 4 inciso p) Condenación y rechazo de los cambios anticonstitucionales de gobierno y del artículo 30 Suspensión que dice: Los Gobiernos que acceden al poder por medios anticonstitucionales no serán admitidos a participar en las actividades de la Unión. El Gral. Ahmed Awad Ibn Auf estuvo sólo un día en el poder ante las protestas populares por su decisión de no extraditar a Al-Bashir a la Corte Penal Internacional, sobre quien pesa una orden de arresto por sus crímenes de lesa humanidad y genocidio en Darfur. Lo reemplazó el teniente general Abdel Fattah Abdelrahman Burhan, quien fue comandante en la guerra en el sur que finalmente llevo a la secesión de Sudán del Sur en 2011.

Uno de los motivos que llevó al derrocamiento de al-Bashir fue el incremento del precio del pan. Las protestas se iniciaron en diciembre del año pasado cuando el gobierno dejó de subsidiar el trigo y los combustibles, a la vez decretó el estado de emergencia, destituyó a casi todos los ministros y puso al frente de las provincias a militares. La Primavera Árabe 2010-2011 no llegó a Sudán, por lo que la dictadura de Omar al-Bashir permaneció 9 años más, asumió el poder mediante el golpe de Estado que el ejército dio al Primer Ministro Sadiq al Mahdi el 30 de junio de 1989.

La historia de Sudán se ha caracterizado por la violencia desde el siglo XlX , con el levantamiento del clérigo Muhammad Ahmad ibn as Sayyid abd Allah, El Mahdi (Guía) del Islam, al que se le unieron muchos seguidores en su anhelo de liberar el territorio de la ocupación egipcia iniciada por el Mohamed Alí en 1819, a la que se añadió la ocupación otomana y posteriormente la británica. Otra de las metas del Mahadi fue establecer un estado islámico mundial. En 1899 se estableció el condominio anglo egipcio sobre Sudán y en 1946, los ingleses unieron la parte norte del territorio árabe-musulmán, con el sur cristiano-animista lo que acrecentó los problemas que conllevaron a las sangrientas guerras intestinas.

Sudán obtuvo la independencia el 1º de enero de 1956, pero desde un año antes se inició la llamada Primera Guerra Civil Sudanesa o Rebelión Anyanya, en la que el sur demandaba mayor autonomía regional, guerra que duró 17 años y finalizó con el Acuerdo de Addis Abeba en 1972, con saldo de quinientos mil muertos.

Los conflictos étnico-religiosos continuaron en menor medida hasta 1983 en que se inició la Segunda Guerra Civil Sudanesa centrada en el Sur, tras la disolución de los tres Estados federados del sur y la imposición de la ley Sharia, un conflicto entre musulmanes y no musulmanes que finalizó en 2005 con un saldo de 1.9 millones de civiles asesinados en el sur, y cuatro millones de desplazados, la cual se considera una de las guerras más sangrientas desde la Segunda Guerra Mundial.

Pero aún con dicha guerra inició en 2003 la tragedia de Darfur, el exterminio de la población negra por parte de los yanyauid /Janjawid una fuerza paramilitar integrada por miembros de las tribus Baggara de los Abbala de origen árabe, criadores de camellos y la población negra sedentaria con grupos rebeldes, pero todos ellos musulmanes, conflicto con raíces en los escasos recursos naturales y las condiciones climatológicas. Al siguiente año había miles de asesinados y casi un millón de desplazados al vecino Chad, que con el incremento de las tensiones llevaría al breve conflicto sudanés-chadiano.    

Tras difíciles negociaciones, el gobierno de Sudán suscribió en Abuja, Nigeria, un acuerdo de paz en mayo de 2006 que no solo no respetó, sino que lanzó una gran ofensiva a Darfur en septiembre. Han participado contingentes de la Unidad Africana y de la ONU para tratar de aliviar la crisis humanitaria y gestionar la paz, pero no han tenido éxito, como tampoco diversas gestiones por lo que en la actualidad sigue la tragedia de Darfur.

Por otra parte, Sudán se dividió con la secesión del Sur que obtuvo su independencia el 9 de julio de 2011, como República de Sudán del Sur tras largos años de lucha, pero tampoco ha gozado de paz por los conflictos étnicos y las ambiciones políticas y económicas por su riqueza petrolera.

En el ámbito internacional ambas repúblicas son muy importantes para los intereses de Arabia Saudita, Turquía, Rusia y China.  

*Lic. Luis García y Erdmann – Su primera adscripción en el Servicio Exterior Mexicano fue en la Embajada de México en Egipto. Es director para asuntos internacionales y colaborador en La Voz del Árabe. Escribe a Luis: garciayerdmann@hotmail.com

Imagen: LVÁ-Pixa

La Voz del Árabe (LVÁ) – EDITORIAL – Cd. de México, junio 17 del 2019

 

Las declaraciones y opiniones expresadas en esta publicación sitio web en Internet son exclusiva responsabilidad de su autor y no representan necesariamente el punto de vista de La Voz del Árabe.

0 0 vote
Article Rating

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x